Milos Alcalay

Milos Alcalay header image 2

Milos Alcalay header image 1

Confrontación con la Diplomacia Profesional Chilena

January 16th, 2015 · Comments Off

                                                  

La diplomacia Venezolana inicia muy mal sus primeros pasos como miembro no permanente del Consejo de Seguridad de la ONU al arremeter contra Chile -quien Preside actualmente el Consejo de Seguridad- emitiendo un inusual comunicado diplomático reclamándole al Canciller Chileno  Heraldo Muñoz  por intervenir en asuntos internos por el simple hecho de haber dado declaraciones constructivas ofreciendo su apoyo en pro del dialogo entre gobierno y oposición. En el sorprendente comunicado de la Casa Amarilla se afirma que “Venezuela es un país libre, soberano e independiente y, por tanto, no tutoriado ni monitoreado por país u organismo internacional alguno”. Sin entrar a analizar el despropósito y desconocimiento de los términos internacionales empleados por los “expertos” de la Casa Amarilla, la posición asumida por la nueva Canciller Delsy Rodriguez incumple la Resolución de UNASUR en la que se convoca a los Cancilleres del organismo con el fin de que “acompañen el dialogo político para recuperar la convivencia pacífica en Venezuela”. Por lo demás ese mismo día, el Papa Francisco emitió una declaración similar que felizmente no se les ocurrió a los artífices de la política exterior actual pronunciarse de manera similar en contra del Vaticano, como si lo hizo Diosdado contra la Conferencia Episcopal Venezolana. La confrontación con Chile además de inusitada, es inoportuna. La mandataria Chilena Michelle Bachelet preside el 19 de Enero un debate abierto del Consejo de Seguridad en el que propondrá la agenda del 2015 y evocará el tema del dialogo como mecanismo de ese órgano de la ONU responsable de  la prevención de conflictos, obligatorio para los miembros del Consejo de Seguridad, entre ellos Venezuela. Igualmente  Heraldo Muñoz estará presente otros días para presidir Sesiones del Consejo en los que el tema de la prevención de conflictos está en el orden del día. Este mes, durante  la Presidencia de Chile del Consejo de Seguridad,  –siendo uno de los dos representantes de América Latina-  la Presidenta Bachelet podrá hacer gala de sus conocimientos del sistema onusiano,  ya que el Secretario General la había designado en el alto cargo de Directora de ONU Mujeres, en el que se consagró  en Nueva York para coordinar a nivel mundial los temas del empoderamiento de la mujer y la igualdad de género, lo que le valió el reconocimiento de varios países del mundo. A su vez, el actual Canciller Heraldo Muñoz fue durante años el Secretario General Asistente de la ONU y Director del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) a través de cuyas gestiones orientó varios programas en América Latina y el Caribe precisamente en el tema de la prevención de conflictos y en consolidar los mecanismos de diálogo para reafirmar soluciones pacificas, sin olvidar que antes fue el Representante Permanente de Chile en la ONU. Pero ésta no es la única confrontación. Ya hace algunas semanas, Venezuela asumió una posición similar contra el Gobierno de España por el hecho de que el Presidente Rajoy recibió a la esposa de Leopoldo López. Resulta que España en Enero también ingresó al Consejo de Seguridad como miembro no permanente (2015-2016) lo que constituye otra injustificada polémica con otro miembro Iberoamericano del Consejo de Seguridad -enfrentamientos que no son convenientes por violar el compromiso de los miembros de ese órgano de asegurar la prevención de conflictos, a lo que se suma la poca preparación de nuestros representantes diplomáticos en Nueva York.

Comments OffTags: Brujula Diplomatica Nacional · Brujula Diplomatica

El Esequibo y la Corte Internacional de Justicia

January 11th, 2015 · Comments Off

                                                                                         

Uno de los grandes logros de la Diplomacia Venezolana en relación a la histórica  controversia territorial sobre el Esequibo fue alcanzado durante la etapa democrática, gracias a la suscripción del Acuerdo de Ginebra de 1966 que es el  instrumento jurídico vigente entre las partes para resolver pacíficamente el diferendo. Por ello la opinión pública venezolana quedó indignada con las declaraciones del día 22 de diciembre en las que la Canciller de Guyana Carolyn Rodriguez-Birkett afirmó: “Han pasado más de 20 años desde el proceso de buenos oficios (1989). Si en dos décadas no se tienen resultados, hay que revisar otras opciones“, para concluir que su Gobierno ya ha solicitado la asesoría de expertos y mencionó poder recurrir ante la Corte Internacional de Justicia. De inmediato la Mesa de la Unidad Democrática emitió el 24 de Diciembre una Declaración categórica en la que le exige al Gobierno del Presidente Maduro que se pronuncie de inmediato para repudiar estas declaraciones inamistosas que violan el Acuerdo de Ginebra que establece la necesidad de que sea entre los dos países que se determinen los mecanismos de solución pacifica definidos en el Acuerdo, y se rechacen las medidas unilaterales por parte de Georgetown, ya que deben agotarse los otros métodos previstos en el artículo 33 de la Carta de las Naciones Unidas acordadas conjuntamente por los dos países. Pero es que además del Esequibo, Guyana ha adoptado últimamente medidas que ponen en peligro la soberanía venezolana de la fachada Atlántica frente a las costas del Delta Amacuro, cercenándose centenares de miles de kilómetros de áreas marinas y submarinas.Es necesario reconocer que por primera vez en mucho tiempo, vimos una Declaración del Ministerio de Relaciones Exteriores que recoge algunos de los planteamientos hechos por la MUD. A pesar de que es un primer paso que transforma la negligencia y abandono que  la Cancillería Venezolana ha asumido en los últimos años al ideologizar el tema de la justa reclamación venezolana, atribuyéndola a “presiones del imperialismo” y no a la justa reivindicación Venezolana que se adelanta desde finales del Siglo XIX,  creemos que no basta con una simple declaración, sino que es necesario que el Gobierno actúe, y para ello debe convocar a los dirigentes venezolanos y a los conocedores del tema para realizar una amplia consulta en la defensa de los intereses de la Patria en la que participen expertos, académicos, historiadores, diplomáticos, parlamentarios, dirigentes de los partidos políticos, medios de comunicación y de esa manera, entre los diversos responsables del país, se pueda fijar una solida posición de Estado. Si no, terminaremos obligados a aceptar la decisión de Guyana de ir obligados al Tribunal Internacional de Justicia, lo que sería muy riesgoso para el país.

Comments OffTags: Brujula Diplomatica Nacional · Brujula Diplomatica

El Cachicamo y la Lapa

January 3rd, 2015 · Comments Off

                                                

El refrán Venezolano “Cachicamo trabaja pa Lapa” recoge la sabiduría popular inspirada en la naturaleza salvaje, que se refiere a la utilización indebida del fruto del trabajo: el armadillo construye su hogar, y luego  la lapa pasa a disfrutar de su nido sin haber hecho el menor esfuerzo. El Embajador Samuel Moncada –sin ser un diplomático de carrera- logró que Venezuela trabajara profesionalmente (como se hace siempre en la ONU) logrando que los Representantes Permanentes del Grupo Latinoamericano y del Caribe (GRULAC) endosaran la candidatura de Venezuela como representante único de América Latina para el bienio 2015-2016, para  luego lograr la firma del intercambio de votos, que es la práctica usual. Al utilizar esta metodología ONUSIANA acertada, el país se alejó de la desastrosa experiencia del 2006, cuando la improvisada presentación de Venezuela al Consejo de Seguridad, logró desestabilizar la candidatura del ex Canciller Guatemalteco Gert Rosenthal, exponiendo al país al ridículo, al obligar a los países a votar más de medio centenar de veces. La solución fue que un tercer país, Panamá, obtuvo el consenso. El Embajador Moncada se preparaba para asumir la bien ganada silla de Venezuela en el Consejo de Seguridad, cuando pocos días antes del 1 de Enero, Maduro anunció por twitter el nombramiento de Delcy Rodriguez para sustituir al brevísimo Canciller Ramirez que duró tres meses al frente de la Casa Amarilla, y a este como Embajador en la ONU dejando “con los crespos hechos” al Representante en la ONU, quien irá a una función subalterna en “la trinchera de la lucha” como afirmó el Presidente.Claro que vale la pena recordar que ya antes Ramirez también había sufrido un “sacudón”, ya que el hombre todo poderoso que había construido un Estado paralelo al Estado; y que ejercía varios cargos simultáneamente como Ministro de Energía y como Presidente de PDVSA, como Vicepresidente de la República para Asuntos Económicos, como Presidente de la Gran Misión Vivienda Venezuela, de Barrio Adentro, y de cuanta Misión existiera,  gracias a que la caja chica del Gobierno se nutria de los barriles que se cotizaban a mas de cien dólares. Durante sus tres meses no se encargó de definir las grandes líneas de la diplomacia, prefiriendo rodar por el mundo para continuar sin éxito, ejerciendo  la “diplomacia petrolera” que ya no le correspondía hacer, negándose a seguir el buen ejemplo de Ali Rodriguez Araque que cuando asumió su función como Canciller, pasó la pagina de sus actividades anteriores en PDVSA. Ahora le corresponderá al Embajador Ramirez recibir instrucciones de la Ministro Delcy Rodriguez, quien en el año 2003 –entre sus múltiples rotaciones, fue su subalterna encargada como Directora de Asuntos Internacionales. También tendrá que definir sus relaciones con la Super Embajadora Alterna en la ONU, María Gabriel Chávez, y tratar de conocer en tiempo record el dossier de los temas de la agenda planetaria, que normalmente se deben llevar con el apoyo de un nutrido grupo de expertos de carrera que se basan en el dialogo con el resto de países de América Latina, y con  las posiciones que el Estado Venezolano ha asumido en las cuatro veces que ha sido el Representante No Permanente ante el Consejo de Seguridad de la ONU. Solo nos queda esperar que la Ex Ministro de Información no se sienta tentada en utilizar la Tribuna de la ONU como parte de una “Diplomacia Espectáculo” y no trate de enfrentar a los que no aceptan el diktat de una visión inspirada en Chávez

Comments OffTags: Brujula Diplomatica Nacional · Brujula Diplomatica

La Diplomacia de la Confrontación se Radicaliza

December 15th, 2014 · Comments Off

                                           

Después de varias discusiones en el Congreso de los Estados Unidos por las acusaciones de violaciones de Derechos Humanos ocurridas en Venezuela durante las manifestaciones de Febrero de este año, el Senado Norteamericano adoptó una resolución condenatoria proponiendo sanciones puntuales orientadas a suprimirles la visa a aquellos responsables de esos actos. Por supuesto que el  Presidente Maduro anunció que adoptaría medidas contra los Estados Unidos, complicando las ya difíciles relaciones con nuestro cliente principal  y  proveedor importante de productos y bienes. Pero esta no es la única confrontación. En estos días, los más destacados  voceros del Gobierno “Bolivariano” -comenzando con el propio Presidente de la República- han desenterrado la “diplomacia del micrófono” para declarar una “guerra” unilateral, contra toda persona o institución que ponga en duda la transparencia “democrática” o el “apego del Gobierno en la protección de los derechos humanos”. El abanico se extiende desde los más modestos funcionarios diplomáticos como la desmedida campaña por radio, prensa y televisión contra un discreto observador de la Embajada Norteamericana invitado a presenciar las incidencias del juicio arbitrario contra María Corina Machado; hasta atingir a destacadas personalidades como al Alto Comisionado de Derechos Humanos de la ONU por exhortar el cumplimiento de los compromisos del Pacto de Derechos Políticos y Civiles; o contra la Presidenta del Fondo Monetario Internacional,  por criticar la multiplicación de organismos regionales en América Latina dedicados a  tratar los mismos temas (Alba, Petrocaribe, Unasur, Mercosur); o contra el Parlamento Canadiense  por pronunciarse en relación al tema de los derechos humanos; o contra el Presidente del Gobierno Español; y muchos otros casos en los que las declaraciones muestran un nerviosismo que obnubila a los responsables diplomáticos del país a utilizar los instrumentos internacionales de manera acertada. En vez de tratar de demostrarle a todos estos organismos nacionales e internacionales el deseo de cumplir con los compromisos asumidos por la República a través de los Tratados Internacionales en materia de Derechos Humanos y Democracia, tal como consagra la Constitución vigente; y anunciar que de existir incumplimientos estarían dispuestos a corregir las injusticias,  cesar con las detenciones arbitraria,  liberar a los presos políticos,  cumplir con los compromisos económicos y sociales, vemos con preocupación que la posición que se ha adoptado es  diametralmente opuesta y que el lenguaje utilizado es el  del insulto, la amenaza, o la proliferación de declaraciones como las del Embajador Isea en España que propone en un Informe ante el PSUV que hay que utilizar al partido Hispano Podemos no solo para presionar al Gobierno Español por el pecado de recibir a la esposa del dirigente opositor Leopoldo López, sino de utilizarlo como plataforma del chavismo en Europa . La diplomacia es un arte y una ciencia, cuya finalidad consiste en utilizar herramientas adecuadas para evitar la confrontación. Pero en los últimos días, hemos visto  que en vez de que los actores fundamentales de la política exterior venezolana procuren el uso de los canales diplomáticos para el dialogo y el cumplimientos de los compromisos internacionales, ha recurrido a radicalizar sus posiciones al utilizar un lenguaje poco adecuado para encontrar caminos de solución, optando más bien por una “diplomacia espectáculo” que genera conflictos contra todos y contra todo. Un mal camino para quien pretende representar a América Latina en el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas a partir de Enero, cuya misión es precisamente el de la prevención de conflictos.

Comments OffTags: Brujula Diplomatica Nacional · Brujula Diplomatica